domingo, 20 de mayo de 2018

Bodegas Muga con Prado Enea 2010, tercer mejor vino del mundo, según Decanter

(EFE).- Bodegas Muga, con su Prado Enea 2010, ha sido elegido el mejor vino español de 2017 y el tercero más fascinante del mundo por la revista Decanter, la publicación más prestigiosa y decana del Reino Unido sobre el sector vitivinícola.

El vicepresidente de la bodega riojana, Manuel Muga, hizo este anuncio en un encuentro con los medios de comunicación en Londres, en el que celebró el creciente "éxito" del vino español en las islas británicas, acompañado de sus hermanos Eduardo, director financiero, y Juan, director de Exportación y Marketing.

En una selección de los mejores 173 vinos de menos de 55 libras (62 euros) de entre veinte países, la revista, en su número de enero, publica los 75 caldos mejor puntuados por expertos mundiales entre los que se encontraban 6 vinos españoles.

Tras una degustación a ciegas, con el solo conocimiento de variedad de uva y cosecha, el Prado Enea de Bodegas Muga se sitúa en el podio de "los tres mejores" con una de las puntuaciones más elevadas.

Según el jurado y el equipo editorial, lo que se buscaba era premiar "los vinos que mostraban un verdadero factor sorpresa por su singularidad, armonía y fascinación".

La mayoría de ellos (84 %) obtuvo una calificación altísima entre 90 y 94 puntos pero destacó -por mayor puntuación- la añada de 2010 de Prado Enea con 95.

La importancia de este reconocimiento radica además en el hecho de que la citada revista organiza anualmente desde 2004, los Decanter World WineAwards, uno de los concursos más influyentes del mundo por su riguroso proceso de selección.

Bodegas Muga, explicó su vicepresidente, lleva "apostando" por el mercado británico desde hace cuatro décadas y sus vinos siguen siendo reconocidos por su "alta calidad" y por la unión de una amplia gama que llega al consumidor anglosajón, que "aúna tradición y modernidad".

Eduardo Muga destacó el aumento del consumo en el "canal ontrade" -restaurantes, cafeterías, pubes- que sigue "creciendo año a año" y en donde se alcanzaron unas ventas de 4.200 millones de libras en 2015 (4.725 millones de euros).

Las costumbres de consumo e importación en el Reino Unido cuentan con un gran arraigo, y en este ámbito Francia y Australia siguen siendo puntos fundamentales de importación.

"El hecho de que los vinos españoles estén llegando a superarlos es claro ejemplo del esfuerzo de las bodegas españolas por elaborar vinos de mayor calidad, complejidad y que se adaptan al paladar del consumidor de las Islas británicas", agregó Juan Muga.

España sigue cosechando buenas cifras en el mercado internacional: 2016 se cerró con la exportación de 2.757,3 millones de litros por valor de 2.915 millones de euros, un dato que podría verse superado en 2017, ya que durante el primer semestre del año se registraron más de 1.320 millones de euros, cerca de 75 millones de euros más que en el mismo semestre del año anterior, puntualizó.

En un mercado tan tradicionalista como el británico, según los responsables de la bodega riojana, el consumo está cambiando por el buen posicionamiento de la gastronomía española, la gran acogida de turistas británicos en España y el esfuerzo inversor en enoturismo.

El Reino Unido es uno de los mercados de referencia a nivel mundial al encontrarse en la sexta posición en el ranking de países consumidores y representa para España el segundo destino en cuanto a valor (precio del producto), en un sector en el que se produce menos vino aunque se consume de mayor calidad.

Según la Organización Internacional de la Viña y el Vino (OIV), la producción mundial en 2016 fue de 259 millones de hectolitros; Italia es el primer productor mundial (48,8 Mill. hl), seguido de Francia (41,9) y España (37,8), siendo este último país el de mayor superficie de viñedo del mundo y el principal exportador. EFE Decanter